¿Cuánta agua nos queda?

El agua que queda en el planeta para consumo humano no alcanza, úsala con responsabilidad.

Ante 7 mil millones de consumidores, el abasto de agua potable en el planeta se complica.
Llamar planeta azul a la Tierra no es más que consecuencia de los grandes territorios de agua que cubren su superficie. Entonces, ¿porqué hablar de escasez de agua si cerca del 70 por ciento está cubierto de este vital líquido?

La respuesta es simple, de toda el agua que hay en el mundo, el 97 por ciento está en los océanos y sólo un 3 por ciento es agua dulce que está presente en diferentes formas: hielo polar, vapor atmosférico, corrientes subterráneas, lagos, ríos y más.

Si a esto le sumamos que la contaminación ha dañado muchas de estas fuentes, el porcentaje de agua potable se reduce al mínimo.
Al final sólo el 0.3 porciento es para consumo humano, una mínima parte si pensamos que la población sigue creciendo y no se tiene la infraestructura para llegar a todos los rincones del planeta.

Somos un todo
Cada reserva de agua en la Tierra es una estación de paso temporal, puede evaporarse, desbordarse con la lluvia, cambiar su curso, en fin, el agua siempre está en movimiento. Un número inimaginable pero fijo de moléculas de agua recorre el mundo en un ciclo constante, nos mantienen conectados a todos en el planeta.

Y como el agua no se queda quieta y ciclo es de largo alcance, muchos de los problemas de calidad que presenta necesitan soluciones globales. El agua contaminada no se detiene y su distribución ha cambiado con el calentamiento global.

El suministro de agua y la calidad de la misma afecta a todas las comunidades alrededor del mundo. Las decisiones que tomemos hoy proveerán el agua que necesitemos mañana.

Pero antes de ser parte de la toma de decisiones, es importante tener información básica y conocimientos sobre la ubicación del agua en nuestro planeta, el funcionamiento de los sistemas naturales y mucho más. 

Intentar resolver los problemas del agua sin conocimientos científicos es como trabajar en seguros médicos sin conocer a los doctores. Si te armas con esta información básica podrás contribuir con decisiones atinadas y en beneficio de tu comunidad.

¿Un vaso de agua?
De acuerdo con el Banco Mundial, el reto del agua es enorme, más de mil millones de personas aún no tienen acceso al agua potable, y cerca de 2 mil millones carecen de seguridad sanitaria. El lento avance en este tema es inaceptable, más de 3 millones de personas mueren cada año por enfermedades relacionadas con la falta de agua limpia. Para ayudar es necesario centrar los enfoques en las personas, en el mercado y en la ecología.

En algunos lugares no hay suficiente agua para tomar y las personas mueren por enfermedades transmitidas por consumos insalubres.
En el último siglo se han hecho grandes avances en los países industrializados, sin embargo, hoy enfrentamos nuevos retos frente al crecimiento poblacional. En los países más pobres la falta de agua se vuelve un problema mortal.

El agua limpia para beber es esencial, pero no sólo para eso, también se necesita para asuntos sanitarios y de salud, para las prácticas modernas en las industrias y para mantener el medio ambiente.
No sabemos si la naturaleza seguirá proveyendo las cantidades de agua que necesitamos para subsistir, pero por lo pronto debemos hacer un trabajo conjunto. El abastecimiento dependerá de las soluciones que encontremos para conservar los recursos de agua dulce.

 

Por último:

Es poca el agua para consumo humano que tenemos en el planeta, por eso debes cuidarla.

 

Ir Arriba     Regresar



© 2011 Servicios de Agua y Drenaje de Monterrey I. P. D.
Matamoros 1717 Pte. Col. Obispado, Monterrey N.L. México.
Terminos y Condiciones